Un joven rescata a una anciana a punto de caer al vacío trepando por los balcones en Calahorra

  • Camilo Medina, rescatador: “Con sangre fría y cabeza fría, cogí la escalera y dije: hay que rescatarla”

  • El joven la sentó en la cama y cogiéndola de la mano realizaron ejercicios de respiración para que se tranquilizara hasta que llegó una patrulla de policía

  • La mujer se encontraba sola en casa, la puerta principal estaba cerrada con llave y era imposible acceder desde el rellano

Un joven rescata a una anciana. Eran las cinco de la tarde de ayer y Camilo Medina estaba ayudando a sus padres en el locutorio que regentan en el municipio riojano de Calahorra cuando de pronto su progenitor entró gritando “que se cae que se cae”, nos relata el joven de 24 años. “Salimos y vimos el panorama, medio cuerpo dentro y medio cuerpo fuera”, continúaEra el de una vecina de unos 80 años que se había quedado encaramada a la barandilla de su balcón en la calle Padre Lucas. Intentaron tranquilizarla desde abajo mientras retiraban la terraza del bar y su padre colocaba una furgoneta “por lo que pudiera pasar”.

Pero no era suficiente, por eso Camilo no se lo pensó dos veces, “con sangre fría y cabeza fría, cogí la escalera y dije: hay que rescatarla”, recuerda seguro de sí mismo. Y esa seguridad es la que le ayudó a trepar hasta el segundo piso mientras la adrenalina recorría su cuerpo, “piensas que tienes que subir, que es lo que tienes que hacer. Una vez allí me quedé tranquilo”, cuenta satisfecho.

Psicólogo de profesión

Una vez arriba intentó tranquilizarla. “Estando con ella usé recursos psicológicos recién aprendidos”, a pesar de que no hablan el mismo idioma, ella es de nacionalidad rumana. “La encontré desorientada, me bajé la mascarilla, la dije mi nombre y la señalé para que me dijera el suyo”, subraya el recién licenciado en psicología. “Elvira”, respondió ella y “por gestos la dije que respirara hondo con ayuda de un vaso de agua”.

Entraron en el interior de la vivienda, Camilo cerró las cortinas, la sentó en la cama y cogiéndola de la mano continuaron con los ejercicios de respiración hasta que llegó una patrulla de policía.

Enseguida el joven rescatador se dio cuenta de que Elvira sufría algún tipo de trastorno mental, por eso quiere aprovechar para hacer hincapié en la necesidad de “cuidar la salud de nuestros mayores”.

Cerrada con llave

La mujer vive con una hija, su marido y su nieta, pero estos se habían ido a trabajar y se encontraba sola en casa. Acceder desde el rellano no fue fácil.  La puerta principal estaba cerrada con llave desde fuera. Los agentes indicaron al joven que buscara algún juego por cajones de la casa para abrir, “busqué por todos los lugares que se me ocurrió, pero no encontré ninguno”, recuerda.

Finalmente, la patrulla llamó a un familiar que trabajaba en un bar cercano y “en 20 minutos se presentó el yerno en el domicilio abriendo la puerta”. Así la anciana pudo ser trasladada y atendida en un hospital. “Su familia está súper agradecida”, reconoce entusiasmado.

Camilo se siente abrumado por tantos agradecimientos y muestras de cariño, pero lo que más le reconforta es ver a sus padres “contentos y orgullosos”. Su madre, Gloria Mercedes Rivera, nos ha confesado que todavía tiene el susto en el cuerpo, que vivieron un momento horrible “pensábamos que se caía”, pero también que “mi hijo tiene un corazón que no le cabe en el pecho”, sentencia aún emocionada.

[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

Entrada siguiente

En una riña violenta en Girón, Santander: lo mataron a traición

Lun May 10 , 2021
Comparte esta entrada: Compartir en Twitter Compartir en Email Compartir en WhatsApp Compartir en PinterestHacia las 11:35, Rohenes se encontraba sentado en una banca de la cancha La Bombonera, hasta donde llegó alias “Pilincho” con quien tendría una rencilla sin ajustar. Con insultos, “Pilincho” incitó la pelea. La tanda de […]

Puede que te guste